miércoles, 24 de agosto de 2016

DON TOMÁS ZEROLO HERRERA



El amigo y compañero de docencia Juan J. Martínez Sánchez. En su libro “LA OROTAVA, SUS CALLES, SU HISTORIA” en las páginas  106 – 107 y 108, con la colaboración de Antonio Delgado Arbelo, nos habla del notable médico oriundo de Lanzarote don Tomás Zerolo Herrera una legitima gloria de la medicina canaria, y un personaje querido de la Villa de la Orotava, del que se dice cobraba altas minutas a los ricos que sin herederos forzosos que luego "redistribuía" entre los pobres. La Villa de La Orotava, en gratitud, en 1912, puso su nombre a la antigua calle “El Agua”, donde construyó su casa y vivió: “…Fue Licenciado en Medicina por la universidad de Madrid y se instala en La Orotava al casar con Doña Isabel Fuentes vecina de esta Villa. Nos habla de su quehacer el Acta Municipal del día 20 de enero de 1910, sesión de Pleno que comienza a las 7,30 de la tarde y termina a la 8,15. En ella leemos la opinión de sus convecinos: Médico notable e insigne patriota. Creador de la obra Climatoterapia de la tuberculosis pulmonar presentada el año anterior en Italia. Verdadero prodigio de la cirugía. Coordinador de la lucha contra la invasión de cólera en la Capital llenando de tranquilidad a la población. Nunca regatea sus servicios médicos. Subdelegado de Medicina de éste partido. Inspector Municipal de esta localidad. Médico del Hospital de la Santísima Trinidad de esta Villa, devolviendo a muchos las vidas  por su arte de operar a más de verdadero patriota.
Don Juan del Castillo León en su pregón indica que don Tomas Zerolo Herrera  (1851 - 1910). Aunque nació en Arrecife, puede considerarse un "orotavense". Oriundo de Génova, por su padre, eran sus hermanos, don Antonio, el laureado poeta, y don Elías, fundador y director de la "Revista de Canarias", aquel insuperable exponente de la intelectualidad isleña, de la segunda mitad del XIX. Su juventud constituye una .odisea dramática y novelesca en que la tabla salvadora fue un innato arte de grabador.
Regresa de Madrid en 1879, con la carrera de medicina, y pronto, junto a Eduardo Domínguez Áfonso, se convierten los mejores cirujanos de Tenerife. Por su consulta orotavense pasaron más de 20.000 enfermos. Se decía que la destreza de sus manos le permitían manejar el bisturí coma si fuese pluma de inspirado dibujante, coma publicista, destaca su "climatoterapia de la tuberculosis pulmonar. Premio de la Academia de Medicina de Barcelona, si bien la mayoría de sus publicaciones versan sobre el Valle, "Orotava y Vilaflor, estaciones sanitarias de Tenerife", y "el clima de La Orotava coma agente terapéutica", así coma su brillante parlamento en los juegos florales de La Orotava, de 1901, las primeras de Canarias, en las que por cierto fue premiado con la flor natural su hermano, don Antonio, y formó en la Corte de Honor, su hija, la Srta. Isabel Zerolo y Fuentes. En fin, fue don Tomás una legitima gloria de la medicina canaria, y un personaje querido de la Villa, del que se dice cobraba altas minutas a los ricos que sin herederos forzosos que luego "redistribuía" entre los pobres. La Orotava, en gratitud, en 1912, puso su nombre a la calle del Agua, donde construyó su casa y vivió.
Entre sus hijos, destacaron don Tomás (1893-1956), también ilustre cirujano y don Miguel (1896-1975), ex-Alcalde de Santa Cruz, alfombrista "herético", y como su progenitor, también personaje querido de la Villa.
Son, en suma, los Zerolo, una familia vinculada a La Orotava, fluctuante entre el bisturí y la toga, entre el Arte y la Política…”

BRUNO JUAN ÁLVAREZ ABRÉU
PROFESOR MERCANTIL

No hay comentarios:

Publicar un comentario