miércoles, 25 de enero de 2017

LA JUVENTUD OROTAVENSE DE LOS CINCUENTA DEL SIGLO XX EN LOS ALTOS



Fotografía que me llama la atención, ver en la finca “Los Altos” de La Orotava a un grupo de entonces jóvenes orotavenses de los años cincuenta del siglo XX. Era el verano del año  1958, un grupo de jóvenes de La Villa de La Orotava, pasan la tarde en merienda, en La Finca de “Los Altos” de La Orotava propiedad de don Isidoro Sánchez Rodríguez, territorio que se encuentra entre La Abejera y La  Hacienda Perdida que en su momento había sido propiedad de don Antonio Hernández de “Las Tapias” y había adquirido don Juan Sánchez.
De izquierda - derecha en la fila de arriba; Antonio Santos Cruz, Francisco Sánchez García (fallecido),  Miguel Acosta Ascanio, Fafi Álvarez de la Peña (fallecido), y Marí Pili Barreda (Chicharrera, entonces estudiante del Profesorado Mercantil en la Escuela de comercio de Santa Cruz de Tenerife, compañera de mi hermana Carmilla, se quedaba en casa de mis padres en la calle El Calvario). En la fila del centro de izquierda -  derecha; Arsenio León Cabrera (fallecido), Jaime Delgado Luis (fallecido), Isidoro Sánchez García y Felipe González Miranda. Entre las muchas de izquierda - derecha; Carmilla Álvarez Abréu (mi hermana),  Chona  Suarez Sánchez, Fina Álvarez Abréu (mi hermana), Toya García Rodríguez (fallecida), Fela Arencibia y Arencibia, y Antoñita Linares. Los niños de izquierda a derecha; Antonio Arencibia y Arencibia (Tono), “desconocido”  y Pino Suarez Sánchez. El único agachado, Pedro Afonso.
Ese año de 1958, por el mes de abril, Isidoro Sánchez García y Pedro Alfonso, habían jugado y perdido el campeonato  provincial de Baloncesto contra el CB. Peña Rambla en la Terraza del Teatro Atlante. Francisco Sánchez que jugaba al fútbol en el Infantil Iberia de La Orotava, como  aún los infantiles  en el norte no estaban federado, fichaba por el Infantil Noria Alta de la capital para luego ser cedido con solo 15 años al Juvenil Plus Ultra de La Orotava.

BRUNO JUAN ÁLVAREZ ABRÉU
PROFESOR MERCANTIL

No hay comentarios:

Publicar un comentario