domingo, 12 de febrero de 2017

CHANO Y ANTONIO



Domingo García Pérez  (Chano) y Antonio Ortiz, dos portuenses que a lo largo del tiempo han disfrutados del carnaval de su ciudad, concretamente en un banquete celebrado en la Plaza El Charco.
Década de los años setenta del siglo XX. Disfrazados con la parodia del cuento famoso dedicado a Blanca Nieves y sus Enanitos: “… Erase una vez una hermosa y buena reina que, cosiendo junto a su ventana, se pinchó en el dedo y vio cómo la sangre cayó en la nieve. Fue entonces cuando la hermosa y buena reina deseó tener una hija con la piel tan blanca como la nieve, los labios rojos como la sangre y el pelo negro como la noche. Y su deseo se cumplió, naciendo una preciosa y encantadora princesa a quien la buena y hermosa reina junto a su esposo, el rey, decidieron llamarla Blancanieves.
Un día pasaba por esas tierras un príncipe y al ver a Blancanieves se enamoró tanto de ella que pidió a los enananitos llevarla a su castillo para contemplarla durante toda su vida. Pero, al mover el ataúd, un trozo de manzana salió de la garganta de Blancanieves y la doncella se despertó. No hubo beso: sólo un afortunado accidente. Felices, el príncipe y Blacanieves (la paraodia de esos carnavales; Chano y Antonio) se casaron. Invitaron a los enanitos y también a la madrastra.…”

BRUNO JUAN ÁLVAREZ ABRÉU
PROFESOR MERCANTIL

No hay comentarios:

Publicar un comentario