miércoles, 22 de febrero de 2017

EN EL RESTAURANTE LA ACADEMIA DE LA VILLA DE LA OROTAVA



Fotografía en la memoria y en el tiempo que remitió entonces la amiga de la Villa de La Orotava: MONTSE QUINTERO.
Correspondiente a la inauguración del recordado Bar – Restaurante, Hostal y Salón de Baile y social “La Academia” de la Villa de La Orotava, al mediado de los cincuenta del siglo XX.
Inmueble construido al mediado de los años cincuenta del siglo XX  por la familia orotavense Quintero y Santos en la ampliación del  añejo camino de Los Cuartos,  convertido primero en la Avenida de José Antonio y Actualmente Canarias y que en el tiempo se denominó “La Academia”.
La Academia fue parte de la historia de la Villa de La Orotava entre las décadas de los años cincuenta y sesenta del siglo XX, como centro neurálgico de la población, empezó como un Guachinche en una casita familiar de la calle El Calvario para vender el vino por las fiestas mayores a don José Pérez González conocido por Pepe “EL CANARIO”, lo administraban los hermanos Quintero Santos, dirigido por el hermano mayor Toribio.
El apelativo se lo asentó el orotavense Santiago Díaz Linares (zapatero), por decir vamos a la Academia a echarnos un vaso de vino.
La panorámica está tomada en un anexo del Salón para Baile y sociedad de la primera planta del edificio. De izquierda a derecha de arriba abajo; Víctor Santos (fallecido trágicamente, en el taller de su primo Gabriel Llanos en el paseo de San Telmo del Puerto de la Cruz, primo hermano de los Quintero Santos), Doña Juana Santos, Don Toribio Quintero, personaje desconocido al menos por mi parte, Juan Quintero Santos, Miguel Muñoz Quintero, y Paco Quintero Santos (padre de Montse Quintero propietaria de la foto).

BRUNO JUAN ÁLVAREZ ABRÉU
PROFESOR MERCANTIL

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada