sábado, 15 de abril de 2017

EL MONUMENTO DEL JUEVES SANTO DE LA PEÑA DE FRANCIA



El amigo del Puerto de la Cruz; AGUSTÍN ARMAS HERNÁNDEZ. Remitió entonces (15/04/2017) estas notas que tituló: “EL MONUMENTO DEL JUEVES SANTO DE LA PEÑA DE FRANCIA”: “…El Monumento del Jueves Sonto, que se custodiaba en la Iglesia Parroquial de la Peña de Francia, era obra de don Luis de la Cruz y Ríos, que lo pintó en1807.
Representa el sepulcro de Cristo, al cual prestan guardia, en un extremo, dos soldados romanos portando banderas blancas y unos escudos que representan el Sol y a Moisés portando las Tablas de la Ley. Detrás y a ambos lados, dos evangelistas; luego un pequeño bastión pintado de azul, que lleva con letras en oro la siguiente inscripción; “Hoc  est  corpus Meum”. Dos  ángeles de seis alas custodian dicho sepulcro, donde se guarda el Vaso Sagrado que contiene el Cuerpo de Cristo. Todo está rematado por un grandioso Sol rodeado por cabezas de angelotes, imitando mármol, pintado sobre madera y lienzo.
Aclaración: este monumento descrito, era precioso y de un valor artístico importante, en la actualidad, (año 2017) ha desaparecido o no se expone debido a su deterioro por el paso del tiempo. ¡Que lastima.
LA CUSTODIA DE PASCUA DE RESURRECCIÓN DE LA IGLESIA DE LA PEÑA DE FRANCIA: La Custodia Grande de plata sobredorada fue donada a la parroquia de limosna por el señor don José Leal en el año de 1703. Fue hecha en la isla de Cuba por un tal Escobar y costó 5500 reales. Esta magnífica joya de pedrería y filigrana barroca, rematada por ocho campanillas en la parte superior y baja del pie, está considerada como una de las piezas más  valiosas de cuantas se custodian en la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Peña de Francia.
DOMINGO DE RESURRECCIÓN: Con la imagen, y procesión,  del Resucitado concluye la Semana Santa 2014, en el Puerto de la Cruz y en todo lugar cristiano.
Lo verdaderamente importante de la Semana Santa es su culminación. O sea, la  Resurrección de Nuestro Señor Jesucristo. Aquel que dio su vida por nosotros para salvarnos del pecado y de la muerte. Y, que, además, nos prometió una vida infinitamente  mejor que esta; allá arriba donde habita El con sus Ángeles y sus santos. ¡Que así sea! …”

BRUNO JUAN ÁLVAREZ ABRÉU
PROFESOR MERCANTIL

No hay comentarios:

Publicar un comentario